viernes, 10 de abril de 2020

#LoMejorDeEstarEnCasa con Equilibrio Feng Shui




Mi Hogar.

Es el refugio de las tempestades externas.

Es mi reposo aunque haya guerra.

Mi hogar.

Es el color con el que siempre pinto

dondequiera que me encuentre.

Mi hogar.

Es mi pausa para luego seguir,

Es el mejor lugar donde quiero compartir.

Mi hogar.

Es mi hoy, donde también yo doy,

me hago sentir, es donde demuestro quién soy.

Mery Bracho


Hoy he empezado este post con un verso que me parece una bonita forma de entrar en el tema.

Estos días las redes están repletas de #Quédateencasa, #Yomequedoencasa etc.

Una vez más quiero hacer hincapié en la diferencia que hay entre la palabra casa y hogar.

Cuando utilizamos la palabra hogar hacemos referencia a nuestro espacio privado, acompañados por nuestros seres queridos (o no). Casa, en cambio, es limitarse simplemente a la "propiedad material que habitamos", independientemente de los sentimientos que a ella nos una.




Hay infinidad de frases y expresiones hechas que incluyen la palabra hogar:
  • "Estar al calor del hogar"
  • "No hay nada mejor que el hogar"
Tanto el verso del principio como cualquieras de las frases anteriores hablan de  lo "
intangible", de aspectos que no se pueden ver ni tocar, sino que se enmarcan en el plano de los sentimientos, como es el amor.

Por desgracia no todos los seres humanos tienen suerte de criarse en un hogar sano, en un lugar donde nos aman, nos respetan y nos protegen.

Muchas personas crecen en entornos hostiles, donde los adultos en los cuales debería confiar son precisamente quien más daño causan.

Estas personas al no haber experimentado los sentimientos antes mencionados tratan su hábitat como simplemente una casa.

En la situación que estamos viviendo de confinamiento, no es fácil. Después de varios días sacar esa fortaleza que todos necesitamos para mantener una motivación, o estado de ánimo, que nos permita afrontar con ilusión cualquier situación.

El Feng Shui es el arte de vivir en armonía con la naturaleza y nuestro micro-universo (hogar).
Detrás de todos esos hashtags se emplea la palabra "fortaleza" ya que es la capacidad para resistir o sobrellevar el sufrimiento o penalidades.




Es evidente que no todo el mundo se encuentra en su casa en las mismas condiciones ya que en muchos hogares se está viviendo situaciones increíbles, como la pérdida de seres queridos, sin poder hacer un duelo como hasta ahora conocíamos. Es evidente que este tipo de emociones merman esa "fortaleza".

Por respeto a todas las vivencias que estáis pasando, únicamente me atrevo a decirte algunas palabras relacionadas con la filosofía del Feng Shui.

Por muy mal que lo estemos pasando, "no todo vale". La confianza y los hábitos pueden hacer que nos dejemos llevar y nos desviemos de ciertos principios como el respeto y la solidaridad.

El respeto lo inculcamos en nuestro hogar con el autocontrol y la bondad. Se trata de cuidar nuestra emociones por un bienestar común, (sobre todo los que estáis confinados con niños).

Piensa que la "inteligencia emocional" se inculca en nuestro hogar y será la mejor garantía para nuestros hijos y nosotros mismos de una vida feliz.




Feng Shui significa literalmente: Viento y agua
Sus bases fundamentales: Limpieza y orden


En este post, podrás leer las principales preguntas sobre el Feng Shui.




No hace falta conocer a fondo el Feng Shui para saber que respirar es vital para vivir. Pero es necesario respirar aire de calidad ya que es fundamental para nuestra salud.

Ahora que pasamos 24 horas en nuestra casa nos conviene a todos tener una aire interior de calidad.

Si o si, hay que ventilar las diferentes estancias de la casa cada día.





Si o si, se necesita tener plantas en el interior de nuestra casa.


¿Por qué es tan importante tener plantas?

Todos los estudios realizados al respecto desde EE.UU. a Japón indican que:

  • El aire interior de los edificios contienen sustancias nocivas que por inhalación pueden causar, dolor de cabeza, malestar general y problemas respiratorios.
  • El aire que respiramos está compuesto, principalmente, de nitrógeno y oxígeno que, en pequeñas proporciones, lleva en suspensión infinidad de partículas diversas de origen natural y artificial en mayor o menor concentración, dependiendo de donde vivimos. Es lógico pensar que no es lo mismo vivir en una casa en medio del campo que en un piso/departamento dentro de una zona urbana o industrial.




Los estudios científicos de la NASA de Bill Wolverton, mostraron que las plantas de interior limpian el aire de nuestro hogar de contaminantes químicos en 24 horas.

Cada planta, además de absorber los compuestos químicos básicos del aire (nitrógenos, oxígeno, carbono), absorben los compuestos químicos que suelen permanecer en el aire, como: monóxido de carbono, formaldehídos, tricloroetileno, xileno, benceno. amoniaco.

Estas son las plantas más recomendables según el Feng Shui.



Si eres de los escéptic@s, que todo aquello intangible como el Feng Shui no te convence, debes saber que los arquitectos, en sus proyectos, cuentan en sus planos con una planta natural cada 10 m2 del espacio. 



Todo lo anterior está relacionado con el hogar, la salud de nuestro hogar, pero ¿y nuestra salud mental?. Estudios realizados en lugares de trabajo, escuelas, hospitales, lugares públicos, han demostrado cómo las plantas de interior aumentan la creatividad y la facilidad en el desempeño de las tareas y favorecen a la relaciones, facilitando al buen humor.

Por último, quiero destacar lo más obvio de todo: "su belleza". Si quieres saber como cuidarlas puedes ver este vídeo.





¡Que un chi lleno de belleza te acompañe!




Fuentes: www.lamenteesmaravillosa.com
www.cuerpoymente.com
Imágenes: Pinterest

miércoles, 8 de abril de 2020

Donde colocar las fotografías según el Feng Shui

Donde colocar tus fotos según el feng shui

A través de la página facebook Equilibrio Feng Shui, me habéis preguntado ¿dónde colocar las fotos familiares? En concreto, una seguidora, Rafi de la Bella, comenta que las va cambiado de lugar por qué no acaba de encontrarles su espacio. Así que, si te parece, vamos a profundizar un poco más en el tema.

Las fotografías familiares son aquellas imágenes que nos traen recuerdos agradables. Pero debemos tener en cuenta que estas fotografías conservan una gran carga energética. De ahí que sea un tema al que tenemos que prestar atención.

Lo normal es colocar nuestras fotos en lugares que nos parecen bonitos o, sencillamente, donde nos parece que las vemos mejor. Pero se puede dar el caso que ese lugar no sea el mejor según la filosofía del feng shui.

Para encontrar el "lugar ideal" disponemos  del  mapa Ba Gua (conjunto de símbolos que describe con trigramas una notación numérica basada en el sistema binario), la mejor zona para situar las fotos de la familia es la zona ESTE de la vivienda, ya que en este sector se encuentra la correspondencia de:
Familia, antepasados, salud.

Mapa Ba Gua

Fácil ¿verdad? Pues ahora te relaciono donde "NO" debes poner fotos de familia.
  • No debes poner fotos familiares delante de la puerta del cuarto de baño (lo que simboliza es obvio).
  • No colocar fotos enfrentadas a la puerta principal (piensa que la puerta principal recibe toda la energía exterior que entra en la casa, por lo que la imagen queda demasiado "expuesta")
  • No delante de una escalera (la escalera lanza literalmente la energía hacia abajo y cae)
  • No decores con fotos familiares, sótanos, trasteros o baño (suelen ser sitios oscuros y con poca ventilación)
  • No en pasillos largos y estrechos, nuestros seres queridos no se merecen recibir esa energía rápida que se dan en estos espacios.
Independientemente de su orientación, el salón es un buen sitio para colocar nuestras fotos, pero debes cuidar ciertos aspectos como los marcos y  cristal protector, ya que con estos dos complementos podemos reforzar o equilibrar un elemento u otro.

El salón es un buen sitio para nuestra fotos

con los marcos y cristal exterior podemos potenciar un elemento u otro


Escoge fotos donde se os vea guapos y "felices".

Escoge fotos donde se os vea guapos y felices.


Cuando las fotos familiares dejen de traerte buenos recuerdos, o te cambia tu estado de ánimo, quítala y coloca otra actualizada que te haga sentir mejor.

Si una foto no te trae buenos recuerdos, cambia por otra que te haga sentir mejor

Es innegable que las fotos forman parte de nuestra vida y si las tenemos cerca en nuestra casa o en el lugar de trabajo nos transmiten algo especial.

Por eso quiero insistir en la importancia de lo que nos transmiten esas fotos. El ejemplo que os muestro está llevado al límite pero me parece muy ilustrativa para que entendáis a qué me refiero.

Fotos de niños 

Las imágenes de los peques, requieren un tratamiento especial. Según el Feng Shui, la forma correcta de exponer las fotos de los niños, es con imágenes actualizadas con el momento en el que se encuentre el niño o adolescente.

Es importante para un niño tener un registro de momentos felices de su vida. Aprovecha la habitación de juegos para animarle a poner distintas imágenes y cambiarlas de tanto en tanto. Añade fotografías de la familia y cámbialas con frecuencia para mantener ese espacio renovado y vivo.

Las imágenes estimulan la imaginación y puede modificar el ánimo.

Y por último no tengas fotografías de los peques en la habitación de matrimonio. Este dormitorio es un ámbito privado, donde tú y tu pareja tendréis actitudes íntimas. Tus peques ya están presentes en tu vida sin necesidad de tener fotografías constantemente a la vista.

Espero que encuentres el sitio ideal para esa foto fantástica que dará un plus de personalidad a tu casa. Cada uno de nosotros somos únicos y nuestras casas también. Estoy pensando en mis dos últimos trabajos, que cuando lean este post, verán que algunas de las normas generales no siempre se pueden interpretar igual.

¡Que un chi vital, vivo y renovado te acompañe!
















miércoles, 1 de abril de 2020

Feng Shui para niños

Para el Feng Shui ninguna casa es igual, cada casa es un universo único, diferente, con necesidades únicas y diferentes. Es lógico pensar que no es igual una casa con niños que una casa habitada por una persona, la utilización y necesidades de espacios son completamente distintas.


El tema de este post es uno de los más complicados a tratar, ya que cuando divulgamos información que tenga que ver con el mundo de los peques, hay que ser extremadamente cuidadoso con el tipo de recomendaciones que se hacen y que estas sean "lo mejor para la gran mayoría, dentro de un contexto convencional".

El Feng Shui, tiene una dirección/área/cuadrante ideal donde ubica el "espacio infantil". Esta dirección sería Oeste, dentro del cuadrante "Creatividad e hijos"



Cuando tratamos sobre espacios infantiles tenemos varios problemas, además de los propios de la ubicación/dirección en la que se encuentra el dormitorio infantil.

El primer problema con el que nos encontramos los consultores de Feng Shui profesionales es: determinar qué tipo de atmósfera será más propicia para los más pequeños de la casa.

Los pequeños pasan por distintas etapas de su vida y distintas necesidades.

Ya ves que, de entrada, no es tarea fácil, ni siquiera para los profesionales con experiencia, pero siempre podemos encontrar soluciones adecuadas y vitales como los propios pequeños.

¿Empezamos?

Lo primero sería ver, sobre el plano de la vivienda, en qué sector se encuentra el dormitorio del pequeño o pequeños.


Mapa Bagua sobre plano
Te recomiendo veas este vídeo sobre como poner el Mapa Bagua sobre el plano

Los nueve sectores, nos dan una buena información sobre el Elemento asociado a la dirección. Gracias a este dato, dispondremos de una serie de herramientas que podremos utilizar como: colores, formas, materiales, etc.

Vamos a partir desde la suposición que el dormitorio es de dos niños, de diferentes edades, que duermen juntos. Supongamos, también, que dentro del Mapa Bagua, la habitación se encuentra en el cuadrante/dirección "Oeste, cuadrante Creatividad e hijos" que, a priori es la ideal, pero con esto no es suficiente para el Feng Shui serio, metódico y matemático.

Pero como estamos suponiendo, lo mejor es relajarse y optar por utilizar los principios básicos que rigen el Bagua y el sentido común.

El siguiente paso es decidir qué atmósfera queremos crear en este dormitorio.

En este punto, volvemos a tener una contradicción ya que la propuesta de la filosofía del Feng Shui es que el dormitorio es sinónimo de descanso... Los niños necesitan mucho más; es el momento de averiguar qué atmósfera quieres dar al dormitorio de los niños.

a) Relajada, que propicie el sueño y el descanso.

o

b) Una atmósfera que apoye el crecimiento y desarrollo completo de los niños.


Si tu respuesta es la "a", quieres para los pequeños una habitación que transmita relax, donde se encuentren tranquilos y que facilite su sueño

Toma nota:


1.- Utilizar materiales naturales, en muebles, complementos, ropa de cama, cortinas etc., siempre utiliza fibras naturales madera, algodón, lino, cáñamo, bambú, etc.


Para una atmósfera relajada utilizar siempre materiales naturales
Este puede ser un buen ejemplo

2.- Otro factor muy importante en el dormitorio infantil es la elección del color.

Los mejores colores para crear un espacio relajado y propicio para el descanso son:

El color estrella es el azul. El color azul es relajante y tranquilizador.


El segundo mejor color es el amarillo, en tonos suaves y cálidos relaja el sistema nervioso.



En tercer lugar tenemos el verde, este color, además de ser relajante, ayuda a levantarse con buen humor.



Por último, tenemos el gris muy suave, incluso plateado. Este color imita el reflejo de la luna, el cerebro interpreta que es de noche, por lo tanto segregamos serotonina (hormona que induce al sueño).


Si tu respuesta es la "b", quieres un espacio que apoye su crecimiento y desarrollo completo.


Aquí se presenta un gran reto: queremos que duerma bien, ya que el sueño es fundamental en cualquier etapa de los niños.

Puede darse el caso que tus niños siempre han dormido bien y consideras que, por edad, es el momento de crear un espacio multifunción, que les ayude a potenciar su crecimiento.

Recuerda que seguimos hablando sobre la suposición de la dirección/orientación ideal, dentro del cuadrante del Bagua "Creatividad e hijos". 

Importante:
  1. Hay que diferenciar muy bien la zona de juego a la zona de dormir.
  2. En estos espacios el "tamaño importa", se debe tener en cuenta la edad de los niños, la altura, para que, en su entorno, lo tengan todo a mano y puedan recoger siempre antes de irse a dormir. (Nota: los fundamentos del FS son limpieza y orden).


En el mercado hay muchas y creativas opciones para conseguir esta división de espacio.



Para ayudar al crecimiento y desarrollo completo de nuestros niños, la habitación debe ir cambiando al ritmo de ellos, realizando los cambios precisos, teniendo en cuenta el carácter y necesidades propias de cada edad.

Es evidente que lo que le gusta a un peque de 3 años no será lo mismo que a otro de 7 o 9. Por tanto hay que adaptar la habitación en tiempo y espacio.

Lo ideal sería empezar por las fotos y los juguetes de etapa de bebé, por los que utilizan cada uno de ellos en el momento actual. En principio, al más pequeño aún le gustará jugar en el salón o la cocina donde esté acompañado. A los más mayores, por el contrario, les gusta empezar a tener su espacio.





He buscado diferentes ejemplos con los colores que hemos hablado en el primer punto: muebles de pino, alfombras naturales, etc., para que puedas ver con imágenes el conjunto. Recuerda que estas imágenes nos gustan tanto porque son un posado y por que presentan espacio en armonía.

Habrás visto que no he hablado en ningún momento del emplazamiento de las camas dentro del dormitorio, y me remito a lo dicho: el tema es lo suficientemente serio como para tener en cuenta, "que es preciso hacer un estudio exhaustivo para poder realmente utilizar las herramientas del Feng Shui de forma que cumplan su cometido", que no es otro que ayudar a sentirnos mejor en nuestro hogar y en nuestro espacio.

Siempre recomiendo a mis clientes que pregunten  a los niños  su opinión. Desde los 3 años, los peques deben sentir la habitación suya. Cuando somos pequeños, hacemos un mundo propio en el espacio destinado para nosotros.

Si los escuchamos y les hacemos caso, es posible que trate con cariño sus juguetes, incluso que haga la cama y recoja siempre.

La organización es un hábito que se debe enseñar desde que son bebés, con diálogo y cariño, no con órdenes o imposiciones, cuanto antes empecemos a trabajar este tipo de hábitos mucho mejor para nuestros peques.



¡Que un chi de lo más infantil y relajado te acompañe!